Remedios naturales para el asma

Cebolla para el asma

El asma es una patología que se caracteriza principalmente por problemas respiratorios. El paciente asmático presenta problemas para respirar adecuadamente, experimenta sensación de ahogo y silbido al inhalar. Las causas del asma pueden ser variadas, desde una simple alergia hasta problemas más graves. Si usted o alguno de sus familiares sufre esta enfermedad, aquí le presentamos algunos remedios naturales para el asma que le pueden ser muy útiles.

La solución puede estar en su cocina

El tratamiento contra el asma suele estar basado en potentes fármacos como los corticoides; sin embargo, es conocido que estos medicamentos pueden traer repercusiones contra la salud cuando son ingeridos de manera prolongada. Por esta razón, muchas personas prefieren la aplicación de remedios naturales para el asma, entre los cuales se encuentra el jengibre.

El jengibre es reconocido mundialmente por sus potentes beneficios contra diferentes patologías. En el caso del asma, éste posee un efecto broncodilatador, lo que ayuda a aliviar los problemas respiratorios del paciente asmático de forma casi inmediata. Esto sucede gracias a que el jengibre posee una enzima que ayuda a relajar los músculos de las vías respiratorias, que al estar contraídos, dificultan la inhalación y expulsión del aire.

Por otra parte, otro de los conocidos remedios naturales para el asma es la cebolla. Las propiedades antiasmáticas de la cebolla se deben a que contiene componentes denominados flavonoides, los cuales tienen un efecto relajador sobre los bronquios, lo que ayuda considerablemente a disminuir la congestión de las vías respiratorias, y en consecuencia, mejorar la respiración del paciente.

Otra opción natural para tratar los ataques de asma es el ajo, esto se debe a que posee potentes propiedades antibacteriales y antiinflamatorias que ayudan a desinflamar las vías respiratorias, lo que se traduce en una mejoría rápida de los síntomas del asma. Asimismo, se recomienda tomar jugo de limón con agua, para eliminar las bacterias alojadas en los bronquios y disminuir los síntomas del asma.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *